Grant Allen en Mordedor

«El túmulo de Pallinghurst» de Grant Allen traducido al español por Santiago Cabral

Grant Allen fue un escritor y científico británico nacido el 24 de febrero de 1848 en Kingston, Ontario, Canadá, y fallecido el 25 de octubre de 1899 en Hindhead, Surrey, Inglaterra. Es conocido por su versatilidad como autor, abordando una amplia gama de géneros que incluyen novelas, ensayos, obras de divulgación científica y crítica social.
Allen pasó la mayor parte de su infancia en Canadá antes de mudarse a Inglaterra en su adolescencia para continuar su educación. Estudió en varios lugares, incluyendo la Universidad de Merton en Oxford, donde se destacó en ciencias naturales. Esta formación académica en ciencias influyó en su escritura posterior, ya que combinó su interés por la literatura con sus conocimientos científicos en muchas de sus obras.
Después de completar sus estudios, Allen trabajó como profesor de ciencias en Jamaica durante un breve período antes de regresar a Inglaterra. Fue en este momento cuando comenzó su carrera como escritor, publicando artículos y ensayos en revistas y periódicos de la época. Su habilidad para comunicar ideas científicas de manera accesible y entretenida lo llevó a convertirse en un popular divulgador científico y crítico social.
Allen escribió una gran cantidad de novelas y cuentos que abordaban una variedad de temas, desde la ciencia y la evolución hasta la crítica social y la moralidad. Algunas de sus obras más conocidas incluyen “The Woman Who Did” (1895), una novela que generó controversia por su tratamiento del feminismo y la sexualidad, así como “The British Barbarians” (1895), una sátira social que critica las costumbres y la hipocresía de la sociedad victoriana. También escribió obras de no ficción, incluyendo libros de divulgación científica como “Physiological Æsthetics” (1877) y “Evolutionist at Large” (1881), que contribuyeron a popularizar las ideas evolutivas de Charles Darwin entre el público general.

Críticos y estudiosos del tema citan “Pallinghurst Barrow” (1892), de Grant Allen, incluido en este número de Revista Mordedor, como el primer ejemplo de horror folk.